Cultura Popular, Historia

El Muralismo Mexicano

murales mexicanos en palacio nacional

Durante la época de reconstrucción del país, surgió un movimiento artístico e intelectual, el producto de este movimiento fue el llamado muralismo mexicano.

Luego de toda la devastación ocasionada por la revolución mexicana, nuestro país entró en una etapa de reconstrucción total, la era de los caudillos había terminado y comenzaba a construirse un nuevo sistema político mexicano, para poder lograr a cabo esta transformación era necesario cambiar la mentalidad de los pobladores y darle el conocimiento que necesitaban.

Oficialmente se sabe que el muralismo mexicano comenzó en 1920 como parte de la modernización e industrialización de nuestro país, el objetivo principal de los artistas e intelectuales mexicanos era construir una identidad nacional y aglutinar a los distintos sectores de la población que se habían dispersado debido a las enormes diferencias sociales que hubo años atrás.

Para 1921, el presidente de la república Álvaro Obregón designó como secretario de educación pública a José Vasconcelos, este hombre sería el principal impulsor del muralismo mexicano por parte del gobierno, les encargaría a varios artistas de la escuela muralista mexicana crear varias obras sobre los edificios de nuestro país, además de empuñar la idea de la “Raza Cósmica”.

Mural sobre la raza cosmica
Foto: Remembranza

Este concepto idealizaba que los hijos de las colonias ibéricas en nuestro país habían adquirido todo el conocimiento de distintas regiones del mundo y estaban destinados a generar un cambio universal, otra de las medidas que tomó Vasconcelos fue fomentar la educación pública y reforzar la memoria histórica que se había abandonado.

Una vez planteadas las bases de la transformación cultural mexicana, se empezaron a edificar grandes edificios que serían los lienzos de los grandes murales mexicanos, lugares como Bellas Artes, Palacio Nacional, Ciudad Universitaria y otros edificios como el polifórum Siqueiros fueron usados para plasmar estas obras de arte.

La idea principal de esta iniciativa era hacer estas obras de arte públicas, que cualquier persona de cualquier estrato social las pudiera apreciar y así romper con la brecha social que se había generado años atrás, además de mostrar en sus obras diferentes momentos importantes de nuestra historia, con esto la población iba a hacer suyos estos enormes lienzos.

Debido a la inmensidad de espacios y gran cantidad de exponentes, los creadores del muralismo mexicano tomaron varios temas a tratar en sus obras, por un lado, tenemos fuertes expresiones de corrientes políticas tanto de valores republicanos como de propaganda política, en estos murales podíamos ver plasmada la lucha de clases, la vida campesina y las primeras representaciones de la izquierda.

Historia de México plasmada por los muralistas
Foto: El Universal

Otro de los temas que se tocaron dentro de los murales fue el progreso, la ciencia y la tecnología, esto debido a la idea de infundir el progreso dentro de la sociedad mexicana, funcionando bajo una lógica marxista, podemos ver en las obras momentos de la industrialización mexicana, el uso de distintas máquinas y le importancia de la ciencia en la vida moderna.

Por último, tenemos todo lo relacionado con la historia de México, desde nuestros orígenes prehispánicos hasta lo que estaba sucediendo en ese momento, el trabajo de los muralistas, personajes de la época, la transformación del país, etc. Estos murales tenían por objetivo volver a sembrar la semilla del nacionalismo mexicano y fortalecer los lazos rotos.

Distintos historiadores señalan que los inicios del muralismo mexicano se dieron con las obras de Gerardo Murillo, mejor conocido como “Dr. Atl” pero que su mayor auge llegó con la generación de pintores intelectuales como Diego Rivera, José Clemente Orozco, David Alfaro Siqueiros, Rufino Tamayo, Rina Lazo, Elena Huerta y Pablo O’Higgins entre otros.

Mural de Diego Rivera en la alameda
Foto: Portal Diario

Debido a la importancia que tenían en ese momento y lo que iban a representar a futuro, durante la época del muralismo mexicano se aplicaron distintas técnicas de pintura las cuales tenían por objetivo adherirse de manera más profunda a los edificios y así poder permanecer durante mucho tiempo, además que otros factores como el tiempo y la contaminación no los desgastaran.

Debido a que algunos de los artistas habían pasado momentos de su vida fuera de nuestro país, durante su trabajo aplicaron los conceptos de diferentes vanguardias artísticas que existían en ese momento, por ejemplo: Algunos artistas como Orozco implementaban el expresionismo, otros como Siqueiros usaban el futurismo y personajes como Diego Rivera recurrían al cubismo.

El plasmar conceptos obreros e indigenistas fueron de gran ayuda para poner a México dentro de la mirada del mundo, la transformación social, cultural y tecnológica que se estaba por vivir durante el Cardenismo funcionó para que la sociedad mexicana dejara la inestabilidad producida por la revolución y entrara de lleno a la época contemporánea que sucedía en el mundo.

En Karani Art sabemos de la importancia de nuestra historia, por eso la retomamos en nuestros artículos.

Fuentes: Gobierno de México, Palacio de Bellas Artes, Cultura Genial y Secretaría de Relaciones Exteriores.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *