marcha del jueves de corpus

El Halconazo; A 50 años de la matanza del jueves de corpus

Después de los terribles hechos ocurridos en 1968 en Tlatelolco, en 1971 hubo otra matanza estudiantil poco recordada y que daba pie a una época de cambios, nos referimos a la matanza del jueves de corpus.

Si hubo una época oscura dentro de la política mexicana, esa fue la que sucedió a finales de los años 60’s y en la década de los 70’s, en 1968 en Tlatelolco se había vivido una de las matanzas más sangrientas y crueles de la historia moderna de México, recordemos que en esos años hubo varios movimientos estudiantiles en la búsqueda de una mayor libertad de expresión.

El presidente de ese entonces, Gustavo Díaz Ordaz fue señalado como el responsable de aquel terrible hecho, luego de eso se apaciguaron las aguas de la lucha estudiantil, fue hasta 1970 cuando la mano derecha de Díaz Ordaz, Luis Echeverría, asumió la presidencia de México y tratando de dar una imagen más democrática al país, ordenó liberar a los presos políticos del 68.

También lee: Historia de México: El Periodo Clásico

Al igual que su predecesor, Luis Echeverría fue señalado como uno de los autores de la matanza de Tlatelolco, esto debido a que fungía como secretario de gobernación de Díaz Ordaz, una vez que fue elegido como presidente de la nación y con el objetivo de cambiar la perspectiva del mundo sobre lo que pasaba en México, inició una supuesta política de democratización y libertad.

Foto del ex presidente Luis Echeverría.
Foto: Noticieros Televisa

Para ello liberó a los líderes que quedaban del movimiento de 1968, esto con la finalidad de hacerle creer al país que iniciaba una época donde la libertad de expresión y los derechos humanos no volverían a ser pisoteados, una vez que los líderes políticos y estudiantiles volvieron a la libertad, decidieron continuar con la lucha que había iniciado años atrás.

El movimiento estudiantil estaba más vivo que nunca y las exigencias eran las mismas: Una mayor democratización de la educación, control del presupuesto universitario, libertad de expresión y política para estudiantes, obreros y campesinos, apoyo sindical para la clase trabajadora y claridad sobre los hechos ocurridos años atrás.

La respuesta del gobierno (como era de esperarse) fue aún más violenta, el 10 de junio de 1971, un grupo estudiantil salió a las calles cerca del casco de Santo Tomás y de la calzada México-Tacuba, el grupo estaba conformado principalmente por estudiantes de la UNAM y del IPN en solidaridad con sus compañeros de la UANL.

Recordemos que estudiantes y profesores de la Universidad de Nuevo León habían presentado un proyecto de ley orgánica en donde es establecía una forma de gobierno paritorio la cual le daba autonomía a la universidad, en respuesta el gobierno estatal les redujo drásticamente el presupuesto y ordenó cambiar el proyecto ya que buscaba suprimir la autonomía de la institución.

Conjunto estudiantil antes del jueves de corpus
Foto: Lifeder

Luego de llamar a una marcha que tenía como fin llegar a Palacio Nacional, un grupo de policías y granaderos intervino sobre la avenida de los maestros y cercó el paso del contingente estudiantil, en las avenidas que estaban alrededor como San Cosme y Melchor Ocampo habían llegado tanques y camiones que transportaban a más grupos policiacos.

Dentro de esos camiones se encontraba un grupo armado llamado “Los Halcones” los cuales no pertenecían ni al ejército ni a las fuerzas policiacas de la ciudad, estos hombres iban vestidos de civiles e iban armados con diferentes instrumentos, desde bates y palos de kendo, hasta armas de grueso calibre que eran proveídas por las mismas fuerzas del orden.

Los Halcones eran un grupo paramilitar financiado por el PRI y que trabajaba bajo las órdenes de la extinta Dirección Federal de Seguridad (DFS), este grupo era usado como fuerzas de choque antidisturbios y que también fueron relacionados durante el periodo conocido como “La guerra sucia”, poseían entrenamiento por parte de la CIA y de otros países como Francia, Inglaterra y Japón.

Grupo paramilitar los halcones.
Foto: Revolución

El objetivo de los halcones era claro, disolver cualquier tipo de manifestación en contra del gobierno o que tuviera algún tipo de influencia socialista, comunista o de izquierda, para ello iniciaron un tiroteo en contra de la movilización estudiantil, varios asistentes de la marcha huyeron a refugiarse en la escuela normal de maestros, negocios o casas a su alrededor, a este hecho se le conoció como la “matanza del jueves de corpus”.

Lo estudiantes que resultaron heridos o asesinados eran custodiados por los mismos vehículos que transportaban las armas de los halcones, varios de ellos fueron llevados al hospital Rubén Leñero solamente para ser rematados, el regente de la ciudad Alfonso Martínez y el presidente Luis Echeverría negaron el uso de los halcones y llamaron a hacer una profunda investigación sobre lo ocurrido en el jueves de corpus.

El trabajo periodístico documentado ese día comprobó el uso de este grupo paramilitar y 15 días después Alfonso Martínez renunció a la regencia de la Ciudad de México y señaló al gobierno de Echeverría del uso y formación de este grupo de choque, en 1971 se disolverían a los halcones, pero darían inicio al surgimiento de distintas guerrillas a lo largo del país.

Juicio a Echeverría por el jueves de corpus.
Foto: Regeneración

El saldo final fue de 120 personas muertas, años después en 2006 se inició un proceso legal en contra de Luis Echeverría bajo los crímenes de genocidio, uso excesivo de la fuerza, violación de los derechos humanos y desaparición forzada, este es el único caso de juicio contra un expresidente mexicano, lamentablemente en 2009 fue exonerado por “falta de pruebas” y por su estado de salud a causa de su edad.

El Jueves de corpus fue considerado el punto de quiebre de la política mexicana ya que dio pie al surgimiento de nuevos partidos de izquierda que buscaban romper con el presidencialismo del PRI, además de que tras los hechos ocurridos en 1968 y 1971, el gobierno federal se dio a la tarea de crear una nueva institución universitaria para evitar posibles conflictos, nos referimos a la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM).

En Karani Art sabemos de la importancia de nuestra historia, por eso recordamos y honramos la memoria de aquellas víctimas en este artículo.

Fuentes: México Desconocido, Infobae, UAM Iztapalapa, Proceso y Noticieros Televisa.

templo de palenque

Historia de México: El Periodo Clásico

Luego del fin del preclásico, varias culturas se reafirmaron a lo largo del valle de México, alcanzando su momento cumbre en el periodo clásico de Mesoamérica.

Luego de que las tribus nómadas de nuestro país se asentaron en distintas regiones a lo largo del país, empezaron a formar diferentes civilizaciones y comenzaron a aplicar las primeras técnicas de agricultura en el continente, se dio inicio a un proceso histórico que conocimos como el periodo preclásico, durante esos años aparecieron los primeros vestigios culturales en México.

Civilizaciones como la Olmeca o los pobladores de Cuicuilco fueron un ejemplo de esos años, a finales del año 200 D.C comenzaba a surgir una transformación y el surgimiento de nuevas civilizaciones las cuales mostraban avances tecnológicos más notorios y de mayor impacto en la región, a este lapso de tiempo se le conoce como el periodo clásico de Mesoamérica.

También lee: Dioses de la mitología maya

Según varias fuentes y distintos historiadores, el periodo clásico inició en el año 200 D.C y terminó aproximadamente a inicios del año 900 D.C, durante estos 700 años vimos el apogeo de grandes civilizaciones como la Teotihuacana, los Mayas y los Zapotecas, algunas de estas ya comenzaban a dar señales de vida a finales del preclásico.

vestigios del periodo clásico
Foto: Preceden

El periodo clásico se caracterizó por distintos elementos, primero que nada, vimos técnicas agrícolas más sofisticadas, esto debido a la necesidad de abastecer de comida a poblaciones mucho más grandes, los centros urbanos eran más notorios y mucho más organizados, las viviendas, centros ceremoniales y templos religiosos ya eran planeados minuciosamente.

Dentro del clásico comenzamos a ver los primeros registros históricos sobre la escritura, matemáticas y astronomía, esto representaba un avance muy importante para los pobladores de aquella época, las construcciones ya eran de tamaños colosales, los templos y pirámides ya no eran de solo un nivel, una muestra de ellos era la ciudad de Teotihuacán.

Por último, la conformación de ciudades-estado, esto lo vimos principalmente con los mayas, pero era la conformación de diferentes poblaciones de la misma cultura, las cuales se organizaban de manera independiente, además de que cada una era gobernada de manera autónoma, todas ellas conformaban el imperio maya en toda la península de Yucatán.

Teotihuacán

vista aérea de Teotihuacán
Foto: INAH

Considerada la ciudad principal de todo el clásico, Teotihuacán surgió a finales del periodo preclásico y alcanzó su máximo esplendor en este periodo, se cree que su surgimiento se debe a varios factores como la erupción del volcán Xitle y la decadencia de la ciudad de Cuicuilco, algunos historiadores señalan que los pobladores migraron al norte y fundaron esta ciudad.

El auge de esta civilización se dio a causa de la gran variedad de recursos naturales que había en la región, se cree que llegaron a habitarla alrededor de 125 mil personas, las principales actividades económicas de los teotihuacanos fueron el comercio, la agricultura y la fabricación de artesanías.

La decadencia de Teotihuacán se dio a partir del año 650, los pobladores habían comenzado un éxodo masivo e inclusive llegaron a destruir algunos de los centros ceremoniales que ya existían, poco a poco la ciudad quedó deshabitada, con la caída de Teotihuacán empezaban a florecer otras ciudades como Cacaxtla, El Tajín, La Huasteca y Xochicalco.

Los Mayas

ciudad maya de tikal
Foto: Características

La civilización maya fue detrás de Teotihuacán la civilización más importante del clásico, principalmente por la conformación de sus distintas ciudades independientes y los avances tecnológicos que presentaban los pobladores mayas en aquella época, los mayas se establecieron en toda la península de Yucatán y se extendieron hasta El Salvador.

Los mayas fueron reconocidos por su capacidad para leer y entender el movimiento de los astros, el uso del cero en su sistema matemático y sobre todo por el trato autónomo que tenían cada una de sus ciudades, el comercio, la guerra, la agricultura eran solo algunas de las actividades que llegaron a desarrollar.

La primera caída de la civilización maya se dio a finales del periodo clásico, se cree que los pobladores comenzaron a abandonar sus ciudades por distintos factores como las batallas entre las mismas ciudades, las constantes sequías, desastres naturales o el agotamiento de los recursos, algunas ciudades renacerían con la llegada de habitantes toltecas y chichimecas en el postclásico.

Los Zapotecas y el fin del clásico

templo de Monte Albán
Foto: Rincones de México

En la zona de Oaxaca, los zapotecas se habían asentado en las llanuras y montañas para crear sus centros ceremoniales, Monte Albán fue uno de los más importantes, al igual que las demás culturas, los zapotecas se dedicaron al comercio y a la agricultura, su decadencia inició con el surgimiento de las tribus mixtecas a lo largo del estado.

Con la caída de estas civilizaciones, veíamos en fin del periodo clásico y veíamos el inicio del último periodo de vida independiente precolombina, nos referimos al postclásico en donde veríamos el surgimiento de otras grandes culturas como los Mixtecas, Toltecas, Purépechas, Chichimecas, el nacimiento y caída del imperio Azteca, además de la llegada de los españoles a nuestro país.

En Karani Art sabemos de la importancia de nuestra cultura y de nuestra historia, por eso la retomamos en nuestros artículos.

Fuentes: INAH, Gobierno de México, Gaceta UNAM y MUNAE

mural de dioses mayas

Dioses de la mitología maya

Considerada como la cultura con uno de los mayores avances tecnológicos de la época, la cultura maya marcó un precedente en Mesoamérica, es por eso que te platicamos acerca de los principales dioses de la mitología maya.

Ubicados en la península de Yucatán y en algunas regiones de Belice, Guatemala, Honduras y El Salvador, la cultura maya fue una de las civilizaciones más espléndidas durante la época precolombina, surgidos a finales del periodo preclásico y consiguiendo su auge a lo largo del periodo clásico, esta civilización es reconocida por sus grandes avances científicos.

Los mayas contaban con grandes conocimientos en las matemáticas ya que fueron de las primeras culturas en darle un símbolo al cero, poseían un calendario con 260 días y sobre todo tenían un gran conocimiento en la materia de la astronomía, tenían conocimiento de los ciclos lunares, la posición de los planetas y la alineación de las estrellas con sus centros ceremoniales.

También lee: 6 deliciosos dulces mexicanos

A pesar de contar con grandes avances en la ciencia, los mayas también eran una cultura politeísta, es decir creían en varios dioses, la historia de los dioses de la mitología maya era plasmada en diferentes libros sagrados como el “Popol Vuh” y el “Chilam Balam”, en ellos se narraban los orígenes del universo, es por eso que te contamos acerca de los dioses más importantes de la cultura maya.

Hunab Ku – Padre de todos los dioses

símbolo del dios maya hunab ku
Foto: Creative Fábrica

Considerado como el dios único y verdadero del panteón maya, Hunab Ku es considerado el máximo representante de la mitología maya, lo curioso es que no tiene una forma corporal y es representado mediante un símbolo, su nombre en maya significa “Dios solitario” o “Uno solo”, se dice que su interpretación viene con el proceso de evangelización de los españoles.

Itzamná – Dios de los cielos o la sabiduría

retrato de itzamná
Foto: Educalingo

Conocido como el soberano del cielo, señor del día y de la noche, Itzamná es otro de los dioses más importantes de la mitología maya, se dice que en un principio fue un sacerdote que ayudó a la invención de la escritura y a la fundación de grandes ciudades como Chichen Itzá, las leyendas dicen que por las noches se convierte en el dios jaguar del inframundo.

Kukulkan – Dios del viento

códice con la imagen de kukulkan
Foto: Sobre Leyendas

Cuenta la leyenda que cuando Quetzalcóatl emprendió su exilio, su nave llegó al oeste de la península de Yucatán y formó parte de los creadores del mundo según los relatos del Popol Vuh, de igual manera su nombre en maya significa “Serpiente emplumada”, se cree que su presencia en la mitología maya se debe a la llegada de algunos pobladores de la ciudad de Tula.

Ixchel – Diosa del amor

retrato de la diosa maya ixchel
Foto: INAH

Ixchel es otra de los dioses de la mitología maya que tenía un papel importante, representada como una anciana vaciando un cántaro de agua, esta diosa no estaba solo relacionada con el amor, también con la gestación, el agua, los trabajos textiles, la luna y la medicina, en algunos códices la podemos ver como la esposa de Itzamná o solamente acompañada de un conejo.

Pawahtún – Cargador del Cosmos

reliquia del dios maya pawahtún
Foto: Pueblos Originarios

Encargado de sostener el cosmos y la superficie de los suelos, Pawahtún en ocasiones era representado como una sola persona, otras veces se creía que eran 4 a la vez ya que cada uno sostenía cada una de las esquinas del universo, por lo regular se le podía ver como un anciano sentado sosteniendo con sus brazos el cosmos, en otras veces se ilustraba manteniéndolo con un caparazón de tortuga.

Yum Kaax – Dios del Maíz

piedra con la figura de Yum Kaax
Foto: Mitología

Este de otro de los dioses de la mitología maya que era altamente venerado, esto por su relación con el maíz y las actividades que estuvieran relacionadas con el campo, no solo era aclamado por todos los campesinos, sino también fungía como protector de la flora silvestre y sus animales, también se cree que favorecía a los cazadores al momento de recolectar comida.

Yum Kimil – Dios de la muerte

ilustración del dios maya yum kimil
Foto: Entre Mitos y Leyendas

También conocido como “Ah Puch”, “Kitzin” o “Hun Ahau” es el dios y rey del “Xibalbá”, el inframundo de la mitología maya, es descrito como un esqueleto o cadáver, a veces con rostro de jaguar y en otras ocasiones con rostro de búho, se dice que merodeaba las casas de los moribundos para poder arrastrarlos al otro mundo y terminar con su lecho de muerte.

En Karani Art sabemos de la importancia de nuestros orígenes, por eso en nuestras playeras ilustramos a los dioses de nuestros antepasados.

ML-Playera-Hunab-ku-f02

Fuentes: Psicología y mente, Wiki Fandom, Pueblos originarios y Neomexicanismos.

cabeza olmeca del preclásico

Historia de México: El Preclásico

Considerado como la época de inicio de la vida prehispánica, te contamos acerca de todo lo que ocurrió durante el periodo preclásico.

Como sabemos, mucho antes de la época contemporánea, la revolución mexicana, la independencia e inclusive la colonia, para poder hablar de la historia de nuestro país debemos hablar de la época prehispánica, aquel lapso de tiempo en que las culturas mesoamericanas comenzaban a asentarse a lo largo de todo México para poder sobrevivir.

Luego de haber llegado de Asia por medio del estrecho de Bering e ir desplazándose a lo largo de todo el continente, las comunidades nómadas encontraron la necesidad de establecerse en un lugar fijo y volverse nómadas, luego de descubrir la agricultura y comenzar diferentes oficios como la elaboración de estatuillas, es como comienza este periodo.

También lee: La batalla de Puebla

Oficialmente el periodo preclásico inicia en el año 2500 A.C y culminó en el año 200 D.C, es en este lapso de tiempo en que las diferentes tribus nómadas del valle de México comenzaban a conformarse entre sí como una sola “nación”, este período está dividido en tres momentos distintos: Preclásico inferior, Preclásico medio y Preclásico superior.

piramide de cuicuilco del preclásico
Foto: Krismar Educa

Dado que apenas se estaban comenzando a establecer los distintos pueblos, es que este periodo carece de grandes obras arquitectónicas, los nativos venían de convertirse de tribus nómadas a sedentarias y por eso todavía mantenían algunas tradiciones como lo era dormir en cuevas o a la intemperie, sin embargo, eso no significa que hayan comenzado con la construcción de edificaciones.

Es el periodo preclásico donde comenzamos a ver distintos procesos en la conformación de una civilización, dado que todavía no podían sostenerse con sus propios productos, vemos el inicio de actividades comerciales entre tribus, jerarquización entre miembros del grupo, división por género en las labores de la comunidad, entre otras.

A partir del inicio del preclásico medio es cuando comenzamos a ver una verdadera transformación en la conformación de las distintas culturas del país, comienzan a aplicarse técnicas especiales para la agricultura, se definían las estructuras sociales, aparecían los primeros sacerdotes y nobles, además de las primeras edificaciones de ciudades.

Además de todos estos sucesos, las distintas comunidades comenzaron a hacer uso de la escritura y el calendario, un avance tecnológico muy importante para la época y que marcaba un antes y un después para las distintas culturas, dado esto podemos identificar las primeras civilizaciones, una de ellas fue la Olmeca, considerada la cultura madre de México.

mapa de la cultura olmeca
Foto: Historia de México

Asentados en la costa del golfo de México, los olmecas aparecieron en lo que hoy conocemos como los estados de Veracruz y Tabasco, los olmecas fueron el resultado de todo el desarrollo social, cultural y tecnológico que se venía haciendo tiempo atrás, gracias a esto pudieron comenzar a edificar sus grandes centros ceremoniales, así como sus reconocidas cabezas gigantes.

Los olmecas poseían tres grandes centros ceremoniales, estos eran: La Venta, San Lorenzo y Tres Zapotes. Todos estos servían de referencia como muestra del enorme desarrollo que habían tenido, sin embargo, con el paso del tiempo se han encontrado algunos restos de la cultura olmeca en otros estados como Morelos, Puebla, Guerrero, Estado de México, San Luis Potosí e inclusive Costa Rica.

Dada la conformación de cada uno de sus habitantes y el contacto que tenían con sus pueblos vecinos, se cree que tuvieron influencia en otras civilizaciones del periodo Clásico como los Zapotecas, los Teotihuacanos y los Mayas, no podemos negar que ellos marcaron el inicio oficial de las grandes civilizaciones prehispánicas a lo largo del país.

centro ceremonial olmeca
Foto: Características

Ya con miras del siglo I y II, inició el declive de las pequeñas comunidades formadas, incluyendo la olmeca, esto debido al surgimiento de nuevas civilizaciones que venían a tomar su lugar, otras desaparecieron por eventos naturales que orillaron a sus habitantes a abandonar sus tierras por temor de un nuevo desastre natural.

Una de esas culturas fue Cuicuilco, ubicada al sur de la Ciudad de México, con la erupción del volcán Xitle, sus habitantes decidieron partir de ahí con miras al norte del valle de México, este hecho es considerado como el fin del periodo preclásico y el inicio del periodo clásico, con ello se daba fin a una época de asentamiento y comenzaríamos a ver la formación de estados teocráticos y militares.

Ya en los últimos años del preclásico íbamos viendo la conformación de las grandes civilizaciones del siguiente periodo, los Zapotecas comenzaban a desarrollarse en las planicies de Oaxaca, la ciudad de Teotihuacán comenzaba a ser construida y empezaban a aparecer los primeros rastros de la cultura maya en la península de Yucatán.

En Karani Art sabemos de la importancia de nuestra historia, por eso te la traemos hasta a ti en nuestros artículos.

Fuentes: Arqueología Mexicana y el INAH.

soldados es batalla

La batalla de Puebla

Considerada una de las victorias más grandes conseguidas por el ejército mexicano, la batalla de Puebla fue un hecho que se recuerda con mucho orgullo en la historia de nuestro país.

Una vez que inició la vida independiente de México, nuestro país siempre sufrió las constantes amenazas de invasión y conquista por parte de algunos países europeos o por parte de Estados Unidos, dada su posición geográfica y su riqueza en recursos naturales, México servía excelente como estado satélite para contrarrestar a los demás estados potencia.

Años antes de la guerra entre liberales y conservadores, nuestro país ya había sido atacado por España, Estados Unidos y Francia, diferentes motivos habían motivado a cada uno de ellos para mandar tropas a nuestras tierras, solo la invasión de Estados Unidos había tenido éxito, cuando por medio del tratado de Guadalupe Hidalgo se vendió más de la mitad de nuestro territorio.

También lee: 5 nuevas danzas regionales de México

Una vez que se había consumado la guerra de reforma, el gobierno republicano encabezado por Benito Juárez buscaba sanear y fortalecer las finanzas de nuestro país, ya que la inestabilidad política que se había vivido por años estaba afectando demasiado a la población, debido a esto el presidente Juárez decidió suspender el pago de la deuda externa.

Ejércitos en la batalla de puebla
Foto: Características de Puebla

Al verse afectados sus intereses, España, Inglaterra y Francia demandaban el pago de la deuda y para intimidar al gobierno mexicano decidieron mandar tropas para desembarcar en el puerto de Veracruz, Juárez al enterarse de esto, comenzó una estrategia diplomática para evitar un nuevo conflicto armado y así expulsar a las tropas invasoras.

La deuda ascendía a 80 millones de pesos de aquella época, para ello se estableció una junta en Orizaba para negociar el pago de la deuda, luego de un tiempo de negociaciones, Juárez terminó derogando el tratado con el que suspendía el pago de la deuda externa y se comprometía a hacer el pago de la misma a los países afectados.

España e Inglaterra aceptaron dicho trato y retiraron sus tropas de nuestro país, Francia hizo caso omiso al pacto establecido y comenzó su avance rumbo a la capital, bajo las órdenes directas del emperador Napoleón III, el ejército francés buscaba establecer un protectorado en nuestro país que sirviera como estado satélite de Francia en el continente americano.

Debido a la creciente influencia de Estados Unidos en el plano mundial y en la búsqueda de revivir al antiguo imperio francés, Napoleón III aprovechó la guerra de secesión norteamericana para establecerse en el continente y detener el crecimiento del vecino del norte, además de empezar una zona de influencia francesa con los países latinoamericanos.

retrato del general zaragoza
Foto: Biografías y Vidas

Consciente de lo que podía pasar, se enviaron tropas al estado de Puebla para hacerle frente y así evitar su avance rumbo a la capital, comandados por el general Ignacio Zaragoza, el ejército mexicano esperaba las tropas francesas las cuales eran apoyadas por las pocas facciones que quedaban del bando de los conservadores.

Se dice que años atrás habían buscado al emperador Napoleón III para que instaurara un régimen monárquico en nuestro país, la cita con el destino estaba puesta, era 5 de mayo de 1862 y tras un cañonazo por parte de la artillería mexicana comenzaba una de las batallas más duras contra el que era considerado uno de los mejores ejércitos del mundo.

Bajo las grandes órdenes y motivación del general Zaragoza, el ejército mexicano salió triunfante de la batalla de Puebla y le propinaba una derrota a los franceses los cuales eran golpeados en su orgullo ya que no perdían una batalla desde la derrota en Waterloo, por medio de un telegrama, Zaragoza le informaba al presidente Juárez sobre la victoria de su gente.

“Las armas nacionales se han cubierto de gloria. Las tropas francesas se portaron con valor en el combate y su jefe con torpeza”

“Nuestros enemigos son los primeros soldados del mundo, pero ustedes son los primeros hijos de México y nos quieren arrebatar nuestra patria”

retrato del emperador maximiliano
Foto: Enfoque San Luis

Luego de la derrota, los franceses retrocedieron y reorganizaron su estrategia para encabezar el contraataque, la llegada de refuerzos y la repentina muerte del general Zaragoza a causa de tifo ayudó a que los franceses obtuvieran la victoria en septiembre de ese mismo año, luego de tomar la capital, el gobierno de Juárez decidió emprender la huida rumbo a San Luis Potosí.

Si bien es cierto que la victoria del ejército mexicano no representó ganar la guerra y que a la postre se terminaría instaurando el segundo imperio mexicano comandado por Maximiliano de Habsburgo, la batalla de Puebla fue una de las victorias más importantes para nuestro país y año con año se recuerda a los valientes soldados que encabezaron dicha batalla.

En Karani Art sabemos de la importancia de nuestra historia, por eso retomamos los momentos más importantes de ella para traértelos.

Fuente: La Silla Rota y Gobierno de México

guerra de 1845

La historia del Batallón de San Patricio

Conformado por alrededor de 200 hombres, migrantes de varios países salieron a la defensa de México en la guerra de 1845, en esta ocasión te platicaremos acerca del heroico Batallón de San Patricio.

Luego de que se consumara la independencia de nuestro país y se logrará conformar como una nación independiente, los problemas internos seguían sucediendo, la lucha por el poder de los grupos internos no le permitía al país desarrollarse como debía, además de que existía la posibilidad de una invasión por parte de las potencias de aquella época.

De hecho, existía el antecedente de un intento de reconquista por parte de España y la invasión de Francia por la famosa “guerra de los pasteles” por lo que había motivos para estar preparados ante una posible guerra contra alguna nación que comprometiera la soberanía nacional, el hecho ocurrió tras la independencia de Texas y su anexión a Estados Unidos.

También lee: Grandes artistas mexicanos: María Félix

Luego de estos sucesos, Estados Unidos comenzó con actos intimidatorios hacia nuestro país, recordemos que bajo la doctrina Monroe, el vecino del norte había comenzado una política expansionista y buscaba aumentar su expansión territorial, esto con el fin de tener salida a los dos grandes océanos del mundo y poder favorecer su economía.

Retrato del batallón de san patricio
Foto: Periódico Diagonal

En 1846 las tensiones detonaron y se hizo oficial la guerra entre ambas naciones, el poderoso ejército estadounidense se adentraba en nuestro país para enfrentar a un débil ejército nacional que había sido mermado por la lucha entre liberales y conservadores, además de las bajas que habían conseguido por la guerra contra Texas.

Es aquí en donde un grupo de migrantes europeos, en su mayoría irlandeses y algunos desertores americanos decidieron unir fuerzas y formaron un pelotón militar que lucharía a lado del ejército mexicano contra las fuerzas invasoras, así iniciaría la historia del heroico batallón de San Patricio, este batallón estaría comandado por el general John O’Reilly.

La mayoría de estos hombres habían llegado a América en busca de mejores condiciones de vida, al momento de la independencia de Estados Unidos, todos ellos habían sido segregados y discriminados por su origen, a pesar de haberse enrolado en el ejército americano nunca fueron tratados como iguales y siempre fueron vistos de la peor manera.

Al momento de enterarse de la guerra contra México, tomaron la decisión de abandonar a las fuerzas armadas americanas y unirse al bando mexicano, se dice que esta idea fue motivada por las similitudes culturales que había con nuestro país, principalmente por la religión católica, otras versiones afirman que el gobierno de México les ofreció tierras, dinero y su reconocimiento como ciudadanos.

bandera del batallón de san patricio
Foto: Twitter

Sea como sea, el heroico batallón de San Patricio había tomado las armas para pelear al lado del ejército mexicano en la intervención estadounidense, alrededor de 200 hombres lo conformaban, polacos, irlandeses, americanos desertores, alemanes y algunos esclavos africanos que lograron escapar serían parte de este pelotón.

En 1847 serían reconocidos oficialmente como parte de la infantería mexicana, el batallón sería distinguido de las demás tropas ya que portaban una bandera verde adornada con un arpa dorada con la leyenda “Erin Go Bragh” que significa “Irlanda por siempre”, a su vez tomarían la figura de San Patricio, santo patrono de los irlandeses, las demás tropas los conocerían como “Los Patricios”.

Ya conformados como un pelotón oficial, el batallón de San Patricio fue dividido en dos infanterías, ambas bajo las órdenes de Santa Anna, el batallón libro las primeras batallas en Monterrey y en La Angostura, esto con la idea de frenar el avance estadounidense rumbo a la Ciudad de México, 74 hombres perdieron la vida defendiendo heroicamente esas ciudades.

memorial al batallón de san patricio
Foto: El Andén

El batallón de San Patricio sería desintegrado tras la batalla de Churubusco en donde los sobrevivientes fueron arrestados y juzgados por dos consejos de guerra de Estados Unidos, uno en Tacubaya y otro en San Ángel, los soldados fueron acusados de traición y su condena era la muerte, luego de esto fueron aprehendidos por las fuerzas invasoras.

Algunos de ellos como el general O’Reilly se le añadieron castigos extras como la aplicación de 50 latigazos y ser marcado con una “D” de hierro como clara muestra de su deserción, estos castigos estaban motivados por el odio que habían desarrollado los soldados americanos hacía los desertores y querían exhibir su fuerza mediante estos castigos para evitar más deserciones.

Los días 9 y 13 de septiembre de 1847, la condena fue cumplida y por medio de la horca, los integrantes del batallón de San Patricio fueron ejecutados, el general estadounidense Winfield Scott culpó al gobierno mexicano del terrible final de esos grandes hombres con el argumento de que “Impulsaron su deserción por una causa perdida” refiriéndose a los motivos que iniciaron la guerra.

Debido a su noble labor por defender los intereses de la nación, en 1999 en la entrada de la Cámara de Diputados están enmarcadas en oro el nombre del Batallón de San Patricio, además de algunas placas conmemorativas hacía los integrantes del mismo y un busto del general John O’Reilly en la catedral del estado de Veracruz.

En Karani Art sabemos de la importancia de los hechos ocurridos en nuestra historia, por eso te contamos acerca de ellos en nuestros artículos.

Fuentes: Reporte Índigo, Gobierno de México y Memoria Política

Benito Juárez en la silla presidencial

Benito Juárez; El benemérito de las américas

Impulsor de grandes reformas a favor de la población y personaje destacado de nuestra historia, en esta ocasión te contamos acerca de la vida de Benito Juárez.

Benito Pablo Juárez García nació en 1806 en su natal San Pablo Guelatao, Oaxaca, en esa época, nuestro país todavía se encontraba bajo el mando de la corona española, Juárez proviene de una familia indígena relacionada a las comunidades zapotecas que habitaban en aquella región montañosa del sur de nuestro país.

A los tres años de edad tuvo que lidiar con la muerte de sus padres y quedó bajo la tutela de sus abuelos, lamentablemente años después también sufriría la muerte de sus abuelos y serían sus tíos quienes velarán por su crecimiento, fue aquí donde trabajaría como peón de campo y como pastor de ovejas y ganado hasta los 12 años.

También lee: Lázaro Cárdenas y la expropiación petrolera

En esos años, su tío, Bernardino Juárez le enseñó las nociones básicas del castellano, pero debido a la pobreza que existía en su comunidad, casi nadie hablaba español por lo que no podía desarrollarla por completo, en 1818 con los deseos de superarse y aprender más, salió de su pueblo con rumbo a la ciudad de Oaxaca en la búsqueda de superarse.

Benito Juárez en su juventud
Foto: México Travel Chanel

Ya en la capital del estado y con el apoyo de una de sus hermanas, Juárez comenzó su educación en distintas instituciones eclesiásticas, al principio sufría de discriminación por parte de algunos curas debido a su condición de indígena, no obstante, pudo conocer distintas personas que lo apoyaron en su formación como al sacerdote Antonio Salanueva.

Años después, Juárez pudo estudiar la carrera de derecho en Instituto de Ciencias y Artes de Oaxaca, en 1834 obtuvo el primer título de abogado expedido por la Corte de Justicia del estado, se cree que aquí tuvo sus primeros contactos con la masonería, eso debido a que sus profesores pertenecían a distintas logias masónicas, en esos años su principal trabajo fue velar por las comunidades indígenas.

Juárez podía leer textos en francés, inglés y latín, es en este punto cuando inicia su vida dentro de la política, comenzó a ocupar distintos cargos dentro de diferentes instituciones como la suprema corte del estado, diputaciones locales, entre otras, en 1847 fue elegido como diputado federal y se trasladó a la Ciudad de México, también durante esos años contrajo nupcias con Margarita Maza.

Debido a la intervención norteamericana que estaba viviendo nuestro país, Juárez tuvo que volver a Oaxaca ya que fue nombrado gobernador interino del estado, durante su mandato impulsó la creación de escuelas, la creación de puertos y caminos, además de reorganizar la guardia nacional, esto le trajo prosperidad al estado y pudo reducir las pérdidas monetarias para el mismo.

Mural sobre Benito Juárez
Foto: Unión Jalisco

En esos años, Juárez se hizo de la enemistad de Antonio López de Santa Anna, esto debido a que le prohibió la entrada a Oaxaca mientras escapaba de las fuerzas invasoras, en 1853 al llegar otra vez a la presidencia, Santa Anna cobraría venganza y lo desterraría del país y lo mandaría en una embarcación con bandera española rumbo a Cuba.

Ya en Cuba, viajó a Nueva Orleans en donde conocería a Melchor Ocampo, otro exiliado del gobierno de Santa Ana, ahí ambos planeaban el derrocamiento de Santa Anna por medio del “Plan de Ayutla”, en 1855 el plan logró su cometido y Santa Anna abandonó la presidencia, durante esos años se promulgaron distintas leyes que separaban los bienes de la iglesia y el estado.

Ignacio Comonfort tomaría la presidencia y Juárez sería nombrado presidente de la suprema corte de justicia, en 1857 promulgaron una nueva constitución que reemplazaba a la de 1824, desgraciadamente Comonfort lo traicionaría y se aliaría a los conservadores con el “Plan de Tacubaya”, ante esto Juárez tuvo que huir a Guanajuato en donde hizo un llamado a la población para defender la democracia del país.

Benito Juárez junto con su esposa
Foto: Características

Este periodo sería conocido como la “Guerra de Reforma”, el país vivió una dura lucha entre liberales y conservadores, fue hasta 1860 que pudo triunfar el movimiento liberal y se pudo restaurar la república, debido a todos los gastos efectuados por la guerra, Juárez suspendió el pago de la deuda a países como España, Francia e Inglaterra, los franceses no lo tomaron bien y decidieron mandar tropas a nuestro país.

Nuevamente, Juárez tuvo que huir de la capital, esta vez rumbo a Paso del Norte (Hoy Ciudad Juárez) para iniciar la ofensiva en contra de los invasores y del segundo imperio, en 1864 lograría entrar triunfante a la capital y terminaría por terminar la segunda invasión francesa con el fusilamiento de Maximiliano en el cerro de la campana en Querétaro.

Ya en sus últimos años de vida, Juárez tomó el poder y se reeligió en algunas ocasiones para tratar de establecer la paz en un país azotado por la inestabilidad, en 1971 el presidente se reelegía por última vez, en ella fue cuestionado por personajes leales a él como Sebastián Lerdo de Tejada y Porfirio Díaz, ambos lanzaron el “Plan de la Noria” en donde abolían la reelección.

Luego de hacerle frente a esta nueva sublevación en su contra, Juárez falleció en 1972 a causa de varios males cardiacos que venía arrastrando años atrás durante la guerra, tras su muerte, el congreso lo declaró benemérito de la patria y de las américas.

En Karani Art sabemos de la importancia de la historia de nuestro país, por eso te contamos acerca de alguno de los personajes que forman parte de ella.

Fuentes: Biografías y Vidas y Gobierno de México.

Lázaro Cárdenas expresidente

Lázaro Cárdenas y la expropiación petrolera

Impulsor de la justicia social y responsable de la expropiación petrolera, en esta ocasión te contamos acerca de la vida del expresidente Lázaro Cárdenas.

Luego de que se consumara la revolución mexicana, el país vivía tiempos de incertidumbre y de constantes luchas políticas por parte de algunos revolucionarios, luego de varias sublevaciones, en 1934 se estableció un nuevo sistema de gobierno en nuestro país que se conserva hasta nuestros días, esta nueva manera de gobernar fue impulsada por el mismo Cárdenas.

Pero ¿Quién fue Lázaro Cárdenas? Lázaro Cárdenas del Río nació el 21 de mayo de 1895 en su natal Jiquilpan, Michoacán, proveniente de una familia humilde, Cárdenas cursó hasta el cuarto año de primaria ya que muy joven tuvo que hacerse de la responsabilidad de su familia tras la muerte de su padre, durante esos años convivió bastante con su abuelo quien había combatido a los franceses y le inculcó los valores nacionalistas.

También lee: La historia del imperio azteca

Entre 1913 y 1914 se unió al ejército constitucionalista encabezado por Venustiano Carranza luego de ser perseguido por las fuerzas huertistas tras publicar un manifiesto en donde hablaba de ideas liberalistas y revolucionarias, a su llegada al ejército fue nombrado capitán segundo, durante esos años trabajó bajo el mando de Obregón y Calles.

Lázaro Cárdenas en el colegio militar
Foto: Pinterest

En 1920 se adhirió al movimiento encabezado por Obregón con el Plan de Agua Prieta en donde se desconocía a Carranza y su plan de imponer a Ignacio Bonillas, poco a poco Cárdenas iba subiendo de mando y ganando relevancia entre las filas del ejército, su misma figura también estaba siendo reconocida por algunos pobladores de nuestro país.

Durante esos años se mantuvo cerca del presidente Plutarco Elías Calles, quién le había mostrado un respaldo total y estaba bajo su protección, en 1928 se lanzó como candidato a la gubernatura de Michoacán, al ser el único candidato ganó sin ningún problema, además era el preferido del pueblo ya que había recorrido localidad por localidad para que la gente conociera sus ideales.

Durante su gobierno pugnó por la jornada de 8 horas, el salario mínimo, la asistencia médica, promovió la repartición de tierras entre los campesinos, la creación de escuelas en el estado y la creación de distintas organizaciones que velaran por los trabajadores, a la par también fungía como secretario de guerra y como presidente del partido nacional revolucionario (predecesor del PRI).

En 1933 el PNR promulgó el famoso “Plan sexenal” en donde se cambiaba el periodo presidencial de 4 años a 6 años con la finalidad de fortalecer la figura del estado, en ese mismo año fue seleccionado como candidato a la presidencia por el partido y en 1934 ganó las elecciones para convertirse en el primer presidente en un periodo de 6 años de gobierno.

Lázaro Cárdenas entrehando apoyos
Foto: Bussines Insider México

Durante su gobierno promovió la creación de distintas organizaciones para los trabajadores como la CTM, la CONCANACO, la Confederación General de Obreros y Campesinos de México, impulsó la nacionalización de los ferrocarriles mexicanos, la creación de sindicatos, etc. Todas estas medidas lo iban catalogando como un líder con conceptos socialistas que buscaba el bienestar y el progreso del pueblo mexicano.

Con el fin de mantener el orden, evitar algún tipo de sublevación de sus opositores y terminar con la influencia de Calles en el país, Cárdenas terminó expulsándolo de nuestras tierras con el motivo de “Impulsar la salud pública y política de la nación” con ellos, los ideales progresistas de su gobierno ya no tenían problemas u obstáculos para lograrse.

Rompió con la tradición de vivir el castillo de Chapultepec y se instauró en la residencia oficial de los pinos, abrió las puertas del palacio nacional al público, terminó con las hostilidades hacia la iglesia católica, ordenó la creación de IPN, el COLMEX, el INAH, creó el Museo Nacional de Historia y abrió las puertas a miles de refugiados políticos, entre ellos los españoles exiliados por la guerra civil española.

Lázaro Cárdenas en la silla presidencial
Foto: Mediateca INAH

En 1938, Cárdenas decretó la expropiación de los bienes petroleros a las compañías británicas y estadounidenses, tras esto se dio la creación de PEMEX y la búsqueda de iniciar sus propias reservas petroleras, los opositores a este movimiento impulsaron bloqueos a la economía mexicana para que se diera revés a esta idea, uno de ellos la prohibición de plata mexicana.

Como medida de respuesta, Cárdenas comenzó a vender petróleo a los países que en ese momento estaban bajo regímenes fascistas (Italia y Alemania), ante ello el presidente de Estados Unidos, Roosevelt llamó a la no intervención en el gobierno mexicano, con ello triunfaba la expropiación petrolera y las tensiones alrededor del tema se habían disipado.

Al término de su gobierno, en 1940 se vio envuelto en una polémica por la sucesión presidencial, ya que se menciona que hubo favoritismo hacia Manuel Ávila Camacho con tal de que Juan Almazán no llegara al poder, con ello se retiraba del poder y se iría hacia una hacienda en su natal Michoacán, con ello terminaba una época de paz y prosperidad para nuestro país.

En Karani Art sabemos de la importancia de nuestra historia, por eso en nuestros artículos te contamos acerca de ella.

Fuentes: Biografías y Vidas y Memoria Política de México.

Mapa de la antigua tenochtitlán

La historia del imperio azteca

Considerada como la civilización más importante de Mesoamérica, te contamos acerca del desarrollo de esta cultura.

La historia del imperio azteca no inicia en la zona del valle de México como podríamos creer, el inicio se remonta siglos atrás en la mítica “Aztlán”, una tierra que poseía una riqueza natural inimaginable, su ubicación exacta es desconocida pero los registros indican que podría estar ubicada al noroeste del país, más exacto en la zona de Nayarit.

Los aztecas vivían plácidamente en esa región, hasta que, por órdenes de Huitzilopochtli, deidad más importante del imperio, les dio la orden de abandonar la ciudad y emprender el camino hacia su nuevo hogar, se dice que los aztecas peregrinaron a lo largo de 200 años antes de llegar al valle de México, durante su recorrido conocieron otras grandes ciudades como Tula o Teotihuacán.

También lee: 8 mujeres mexicanas destacadas en la historia

Una vez ubicados en la cuenca de México, los aztecas se encontraron rodeados de distintos señoríos que ya llevaban tiempo habitando esa zona, al verse en una inferioridad numérica en ese momento, decidieron establecerse en un islote en el antiguo lago de Texcoco, en ese islote encontraron un águila sobre un nopal devorando una serpiente, esa era la señal divina que habían estado buscando.

Fundación del imperio azteca
Foto: Milenio

Oficialmente el 13 de marzo de 1325 se considera como la fecha en la que se fundó México-Tenochtitlán, los primeros años no serían fáciles, ya que tenían que volver a construir la ciudad que alguna vez tuvieron, además de rendir tributo periódicamente al señorío de Azcapotzalco por permitirles asentarse, ya establecidos, la ciudad se dividió en 4 barrios: Atzacoalco, Cuepopan, Teopan y Moyotlan.

Los aztecas eran un pueblo guerrero por naturaleza, con el paso de los años fueron mejorando sus fuerzas militares y generando alianzas con los pueblos a su alrededor, fue así cómo se formó la “Triple Alianza” conformada por los aztecas y los señoríos de Texcoco y Tlacopan, con esta alianza, el imperio azteca se quitó el yugo del señorío de Azcapotzalco y comenzó a expandir sus fronteras.

Los aztecas habían establecido una forma de gobierno militar, sus ejércitos poseían una alta preparación al momento de salir a combatir, pero a la vez tenían conocimientos y una preparación espiritual que les permitía concentrarse y mantener la paz en momentos de caos, existían dos clases de guerreros dentro del imperio, los guerreros águila y jaguar.

Guerreros del imperio azteca
Foto: Mistery Planet

La máxima autoridad era el Tlatoani, él se encargaba de dirigir y gobernar a su pueblo, se encargaba de establecer acuerdos entre los miembros de la triple alianza, mantenía una preparación espiritual especial para poder tomar las mejores decisiones y así llevar a su pueblo a la cúspide, siempre procurando cumplir con las exigencias de los dioses.

Los aztecas eran una civilización muy organizada, eran dedicados a su religión la cual era politeísta, es decir, creían en varios dioses, eran excelentes comerciantes, agricultores, artistas, vivían a base de los tributos de los pueblos sometidos, realizaban sacrificios para honrar a sus deidades y vivían en una constante expansión de sus fronteras.

En poco tiempo, habían logrado convertirse en el mayor imperio de las culturas precolombinas, casi todo el valle de México estaba bajo su dominio, existían pequeñas zonas que lograban oponerse al yugo azteca, algunos de estos pueblos eran los Tlaxcaltecas, los Purépechas y los Mixtecas, enemigos que se mantuvieron hasta la caída del imperio.

Dominios del imperio azteca
Foto: Wikiwand

La sociedad azteca estaba conformada de tres clases, la nobleza, la gente común y los esclavos, estos últimos eran producto de las conquistas, cada una de estas clases sociales debía cumplir un rol determinado, ya sean trabajos relacionados con la guerra, la religión o sobre oficios dentro de la ciudad como comerciantes, artistas e incluso el hogar.

Cada uno debía asistir al colegio que le fuera designado, los nobles acudían al calmécac y la gente común al telpochcalli, cabe recalcar que eran una civilización muy machista ya que las mujeres no tenían derecho a la educación y su único rol era trabajar para las labores del hogar, atender a los hombres de la casa y esperar a formar un hogar con otro hombre.

A lo largo del tiempo durante su asentamiento en el antiguo lago de Texcoco existieron 11 tlatoanis, cada uno aportó su conocimiento y sus habilidades militares para que el imperio creciere, a costa de ello se terminaron por hacer de grandes enemigos que estaban a la expectativa de quitarse el dominio azteca y cobrar venganza contra ellos.

Hacía 1519, Hernán Cortés llegaba a las costas de Veracruz en la búsqueda de reclamar las tierras mexicanas a nombre del imperio español, con este acto comenzaba la conquista de nuestro país la cual duraría 2 años hasta 1521 cuando los españoles lograron consumir la conquista y terminar con el dominio mexica para dar paso a una nueva etapa de nuestra historia, la colonia.

En Karani Art sabemos de la importancia de nuestra historia, por eso te platicamos un poco acerca de ella y la homenajeamos con nuestras playeras.

Fuentes: INAH, Arqueología Mexicana y Enciclopedia de Historia.

Grandes mujeres mexicanas en la historia

8 mujeres mexicanas destacadas en la historia

Ya sean artistas, activistas, políticas o catedráticas, estas grandes mujeres mexicanas han dejado huella a lo largo de la historia de nuestro país.

A lo largo de la historia de nuestro país, se han vivido momentos de gran tensión y de lucha, dentro de esos momentos hemos podido ver a grandes mujeres destacar por sus conocimientos o por la figura que representaban. En el marco de la celebración del día internacional de la mujer, te platicamos de 8 grandes mujeres que han sido parte importante de nuestra historia.

Sor Juana Inés de la Cruz

Sor Juana escritora y mujer mexicana
Foto: El País

Juana Ramírez de Asbaje, mejor conocida como Sor Juana fue una mujer del siglo XVII que vivió durante la época colonial en nuestro país, desde muy pequeña estuvo interesada en el conocimiento y la escritura, esto debido a que entraba a la biblioteca que poseía su abuelo, luego de esto entró al convento de San Jerónimo de las hijas de Paula.

También lee: Grandes músicos mexicanos: José Alfredo, Agustín Lara y Chavela Vargas

Dadas las reglas que existían durante la época colonial, era mal visto que una mujer dedicara su tiempo a la escritura y la poesía, inclusive llegó a recibir fuertes críticas del obispo de Puebla, Sor Juana tuvo la labor de reivindicar el papel de la mujer en una época donde abundaba el machismo, su trabajo la llevó a ser reconocida como “El Fénix de América”.

Josefa Ortiz de Domínguez

Josefa Ortiz independentista y mujer mexicana
Foto: Cultura Colectiva

Conocida como “La Corregidora de Querétaro”, fue un personaje muy importante de cara a lo que sería la independencia de nuestro país, perteneciente a la casta criolla en la Nueva España, desde muy joven Josefa se interesó en los problemas que vivían los criollos en la colonia, además de que buscaba dignificar la vida de los indígenas en aquella época.

Encabezó junto con su esposo las conspiraciones para iniciar el movimiento independentista, ella era una mujer de ideas liberales y creía fervientemente en que se podía mejorar la vida para todas las clases sociales, al momento de descubrirse las pláticas mandó una carta a Miguel Hidalgo y al general Aldama para ponerlos al tanto de la situación, sin esto jamás habría iniciado el movimiento independentista.

Leona Vicario

Leona Vicario independentista y mujer mexicana
Foto: Infobae

Leona fue otro personaje muy importante para la independencia de nuestro país, proveniente de una familia acaudalada y descendiente directa de Ixtlilxóchitl II último tlatoani de Texcoco, Leona formó parte de la insurrección insurgente de 1810, formó su propia sociedad secreta llamada “Los Guadalupes”, ellos se encargaban de brindar información importante de la corona española a los independentistas.

Con sus propios recursos financiaba el movimiento independentista, les enviaba medicamentos, comida y dinero a los insurgentes, además de ello colaboraba en distintos diarios como “El ilustrador americano” y “Semanario patriótico americano” en donde hablaba sobre sus ideales liberales para la Nueva España, por su labor patriótica, el congreso le dio el título de “Benemérita y Dulcísima Madre de la Patria”.

Remedios Varo

Remedios Varo artista y mujer mexicana
Foto: Infobae

Remedios fue una importante artista durante el siglo XX en nuestro país, dedicada a la corriente surrealista, esta famosa artista también dedicó su vida a la escritura y a la publicidad, de origen español, Remedios pasó parte importante de su vida en nuestro país ya que al estallar la segunda guerra mundial tuvo que escapar de Europa y fue nuestro país el que le dio asilo.

Formó parte importante de una generación de artistas y escritores en nuestro país, sus obras destacaban por la esencia mística que transmitían, esto era debido a que Remedios siempre estuvo cerca de la ciencia, el psicoanálisis y la alquimia, pudo lograr diferentes exhibiciones de sus obras en nuestro país y formó grandes amistades con diferentes personalidades como Octavio Paz, Frida Kahlo, Diego Rivera y Leonora Carrington.

Leonora Carrington

Leonora Carrington artista y mujer mexicana
Foto: IMER

Leonora fue otra artista importante en nuestro país durante el siglo XX, de origen inglés y perteneciente a la aristocracia, desde muy pequeña se interesó en la mitología celta, esto derivaría en su fascinación por el surrealismo, durante su vida viviría momentos muy difíciles, entre ellos una desestabilización psíquica, esto debido a la invasión nazi en Francia.

En 1942 emigró a nuestro país y entablo una relación con diferentes artistas de aquella época, además de su labor artística, siempre buscó el reconocimiento de los derechos de la mujer, era una mujer diferente a las del medio ya que nunca le agradó la presencia de los medios de comunicación, ella decía que “No le gustaba desnudarse como si fuera una estrella de playboy” ante las cámaras.

Elvia Carrillo Puerto

Elvia Carrillo activista y mujer mexicana
Foto: El País

Elvia es considerada una de las primeras activistas feministas en nuestro país, fue alumna de la poeta Rita Gutiérrez y en su honor fundó una liga feminista con su nombre, desde joven buscaba el reconocimiento a la figura de la mujer en el ámbito político en nuestro país, inclusive formo parte del movimiento revolucionario encabezado por Francisco I Madero.

Durante su vida fue perseguida por sus deseos de reconocer los derechos políticos de las mujeres en nuestro país, fue una de las primeras mujeres en ocupar un cargo político en el México contemporáneo, no descanso ni un día hasta lograr su objetivo, fue hasta 1955 en que las mujeres pudieron acudir a las urnas a realizar su voto, esto gracias a la incansable lucha de Elvia Carrillo.

Elena Poniatowska

Elena Poniatowska periodista y mujer mexicana
Foto: Impacto MX

Hélène Elizabeth Louise Amélie Paula Dolores Poniatowska Amor, mejor conocida como Elena Poniatowska es una escritora, periodista y activista mexicana, proveniente de una familia real en Francia, Elena ha sido una impulsora de la difusión del conocimiento y de la igualdad social en nuestro país, su llegada a nuestras tierras de dio debido al inicio de la segunda guerra mundial.

Ya en nuestro país, Elena comenzó su labor periodística en distintos medios como “Excélsior”, “Novedades” y “La Jornada”, uno de sus trabajos más destacados fue la publicación de testimonios acerca de la matanza de Tlatelolco en 1968, Elena siempre se ha identificado como una persona de Izquierda y defensora de los derechos humanos en nuestro país.

Marta Lamas

Marta Lamas antropóloga y mujer mexicana
Foto: Fundación UNAM

Marta Lamas Encabo es una antropóloga y catedrática de ciencia política, además es considerada un icono dentro del movimiento feminista en nuestro país, ha dedicado parte importante de su vida a reducir la discriminación mediante la apertura de distintos discursos acerca del feminismo, perspectiva de género, prostitución y el aborto.

Dentro de su trabajo, encontramos la fundación de la revista “Fem”, primera revista feminista en México, “Debate Feminista” la cual se ha convertido en una de las principales revistas en su género, ha colaborado también con otros medios como “La Jornada” y “Proceso”. Uno de los grandes logros de su movimiento fue lograr la despenalización del aborto en la CDMX.

En Karani Art sabemos de la importancia del papel de la mujer en nuestro país, por eso les rendimos homenaje en este artículo.

Fuentes: Biografías y Vidas, Gobierno de México, Universidad de Querétaro y Museo Leonora Carrington.