Bebidas mexicanas

6 bebidas típicas de México

En estas épocas de calor, es imposible resistirse a estas fantásticas bebidas de nuestro país, en esta ocasión te contamos de algunas de las bebidas típicas de México.

La primavera ha llegado y con ella las altas temperaturas, ante la necesidad de refrescarnos y mantenernos hidratados debemos acudir a distintos tipos de bebidas, nuestro país se ha caracterizado por poseer una gran variedad de tragos que logran satisfacer nuestras necesidades, hechas de distintos ingredientes y en distintas regiones, te platicamos acerca de algunas de las bebidas típicas de México.

El Tequila

Considerada la bebida mexicana por excelencia, el Tequila es uno de los tragos más reconocidos a nivel mundial y uno de los favoritos de la gente, proveniente de la ciudad que lleva su nombre Tequila, Jalisco, esta bebida alcohólica se ha ganado la preferencia no solo del público mexicano, sino también del mundo, esto debido a su gran sabor.

El tequila es una bebida mexicana
Foto: Revista Cambio

El tequila tradicional se elabora de la fermentación de la “piña” del agave azul, luego de que se fermentan los jugos que arroja, estos pasan por un proceso de destilación, como resultado tenemos esta deliciosa bebida típica mexicana es sus distintas variantes como lo son el tequila blanco, reposado, oro, añejo y extra añejo, sin lugar a dudas una de las mejores bebidas del mundo.

El Mezcal

Otra de las bebidas más conocidas de nuestro país es el mezcal, por muchos años fue desplazada a segundo plano ya que existía la creencia de que era una bebida para “teporochos” pero en los últimos años se ha revalorizado por su proceso artesanal, además de que se ha convertido en una de las bebidas favoritas de la gente, incluso por encima de la cerveza.

Trago de mezcal
Foto: Milenio

El mezcal es originario de Oaxaca y cuenta la leyenda que un rayo cayó sobre la penca de un maguey y lo abrió, mostrándole a los pobladores el maravilloso elixir de los dioses, a diferencia del tequila que solo se puede producir en pocas regiones, el mezcal se puede producir en varias partes del país, su importancia se ha plasmado en la cultura popular, “Para todo mal, un mezcal y para todo bien, también”.

El Pulque

De todas las bebidas típicas mexicanas de las que les hablaremos, el pulque ha sido la más castigada con el paso del tiempo, primero inició como la bebida favorita de dioses como Quetzalcóatl a ser una bebida repudiada por la mala fama y los rumores que inició la industria cervecera cuando llegaron a nuestro país, en los últimos años ha ido recobrando el gusto de las nuevas generaciones de jóvenes mexicanos.

El pulque es una bebida tradicional mexicana
Foto: Milenio

El pulque es originario de la zona centro del país y se produce a base del aguamiel que sale del maguey el cual pasa por un proceso de fermentación para dar como resultado esa bebida espesa y blanquecina que nos encanta a todos, existen dos tipos de pulque, el natural que es el blanco y el curado al que se le agregan distintos ingredientes o frutas que le dan otro color y sabor.

El Pozol

El pozol es otra de las bebidas típicas de México que tiene orígenes prehispánicos, este trago fue creado por los mayas de las regiones de Tabasco y Chiapas la cual se llamaba originalmente “Pochotl”, con la llegada de los españoles a nuestro país se dio el cambio de nombre, esta bebida era de gran ayuda para saciar la sed y el hambre, esto por las altas temperaturas del sureste mexicano.

Jícara con pozol
Foto: Milenio

El pozol es una bebida hecha a base de maíz y cacao, en ocasiones puede ser aderezada con sal, azúcar o chile, se cree que el pozol tiene propiedades curativas, además de que existen tres variedades: de cacao, agrio y blanco. Esta es una de las bebidas favoritas del sureste mexicano ya que te permite resistir las altas temperaturas que hay en aquella región.

El Tepache

Otra de las bebidas típicas de nuestro país que provienen del centro es el tepache, la cual proviene del náhuatl “Tepatli” que significa “bebida de maíz” esto debido a que originalmente los aztecas la preparaban a base de maíz fermentado y un poco de piloncillo, a causa de la conquista española, su método de preparación cambio y se le agregaron otros ingredientes.

El tepache es una bebida mexicana
Foto: IMER

Hoy en día el tepache se prepara con distintas frutas como la manzana, la piña o la guayaba, el proceso sigue siendo el mismo, de deben cortar en trozos las frutas y deben dejarse fermentar por cuatro días para que dé como resultado el delicioso tepache, esta bebida es muy inofensiva ya que solo posee un grado de alcohol, es por esta razón que es una bebida para toda la familia.

El Tejuino

El Tejuino es otra de las bebidas provenientes del occidente de nuestro país, originaria del estado de Jalisco, esta bebida típica de México es considerada la “bebida de los dioses huicholes”, dada su enorme popularidad la podemos encontrar en otros estados como Sonora, Coahuila, San Luis Potosí y Puebla, existen estudios que indican que produce beneficios para la salud.

Trago de tejuino
Foto: Cocina Fácil

Es una de las bebidas más antiguas de nuestra cultura ya que distintas versiones apuntan que se preparaba desde hace más de siete mil años, su preparación consiste en la fermentación de maíz, luego de esto se mezcla con piloncillo y puede servirse con hielo, limón y sal, en algunas partes del país se le agrega una bola de nieve de limón o inclusive tequila.

En Karani Art sabemos de la importancia de nuestras raíces, por eso te traemos una pequeña parte de nuestro acervo cultural y gastronómico.

Fuentes: Gobierno de México, México destinos y El sol de México.

Procesión de Iztapalapa

La procesión de Iztapalapa

La celebración de la semana santa en nuestro país es una fecha muy importante, en esta ocasión hablaremos de la procesión de Iztapalapa, una tradición que roba reflectores en el mundo.

Nuestro país es conocido por ser una tierra de fe, los mexicanos son considerado como un pueblo de mucha fe católica, ya sea por los santos tradicionales o por otros como la virgen de Guadalupe, en general los mexicanos somos muy arraigados hacia nuestras creencias religiosas y una muestra de ello son las celebraciones que se llevan a cabo en semana santa.

Semana santa es esa festividad dentro de la fe católica en donde vemos la pasión, muerte y resurrección de Jesucristo, las celebraciones comienzan desde el domingo de palmas hasta el domingo de resurrección, durante esos días vemos la traición de Judas a Jesús, su arresto y juicio, su crucifixión a manos de los romanos y por último su resurrección.

En nuestro país, específicamente en la alcaldía de Iztapalapa se lleva año con año la representación de la pasión de Cristo, dicha tradición se ha venido llevando a lo largo de 178 años, siendo una de las representaciones más importantes y más grandes junto con la que sucede en la ciudad del Vaticano, los ojos del mundo se postran en nuestro país para ver dicha representación.

Creyentes en la procesión de iztapalapa
Foto: Cultura Colectiva

Pero alguna vez te has preguntado ¿Cuál es el origen de dicha tradición? Bueno, en esta ocasión te contaremos el origen de una de las tradiciones más emblemáticas de la Ciudad de México, hay que tener en cuenta que antes de conocer la historia de la procesión de Iztapalapa, primero debemos conocer la historia del señor de la cuevita.

Según distintas versiones, en 1720 dos peregrinos provenientes de Etla, Oaxaca habían arribado a la Ciudad de México para retocar una figura de Jesús de Nazaret, en su camino decidieron hacer una parada en el Cerro de la Estrella para acampar y descansar, de dice que colocaron la figura del santo debajo de un árbol y se quedaron a dormir para luego continuar su trayecto.

Al despertar, los peregrinos se dieron cuenta de que la figura ya no estaba y pidieron ayuda a los pobladores de Iztapalapa para encontrarla, pero no tuvieron éxito en su búsqueda, tiempo después un cura les informo que había encontrado al santo dentro de una cueva, al ver que no podían retirar la figura decidieron construir un templo para venerar al santo de la cuevita.

Templo del señor de la cuevita
Foto: Desde la fe

Una vez conocida la historia del señor de la cuevita, debemos remontarnos hasta 1833, según diversas fuentes históricas, la Ciudad de México fue duramente azotada por una epidemia de cólera, se dice que hubo más de 14 mil muertos a causa de esta enfermedad, una de las alcaldías más afectadas fue la de Iztapalapa, esto debido a las actividades agrícolas que se efectuaban en ese entonces.

Debido a la gravedad del asunto, distintos pobladores acudieron a pedir ayuda al señor de la cuevita, luego de esto se comenzó a ver que la infección dejó de propagarse entre los pobladores de dicha demarcación, como agradecimiento a este “milagro”, la gente comenzó a hacer misas anuales para conmemorar dicho acto que salvó a la gente del pueblo.

Posteriormente a esto, en 1843 se empezaron a celebrar las primeras representaciones de la pasión y muerte de Jesús, a partir de ahí los pobladores de los 8 barrios que conforman Iztapalapa participan en la preparación y personificación de dicho evento, inclusive hacen todo lo posible para que año con año sea totalmente diferente.

Crucifixión de Cristo en procesión de Iztalapala
Foto: El Universal

Aquí te contamos algunos datos curiosos de la procesión de Iztapalapa:

  • Para participar en la procesión debes ser habitante de alguno de los 8 barrios.
  • Debes tener una apariencia similar al personaje que vas a interpretar.
  • No puedes tener ningún vicio y debes ser católico.
  • Debes prepararte a lo largo de 13 domingos antes de la representación, además de que debes pagar tu propio atuendo.
  • Solamente puedes interpretar a Jesús una vez en tu vida y debes tener la capacidad de cargar la cruz de madera de 90 kilos a lo largo de 2 kilómetros.
  • A lo largo de cuatro décadas, la cruz de madera ha sido fabricada por la familia del carpintero Ángel Juárez López.
  • Solo una vez en la historia ha habido cambio de actor en el papel de Jesús, esto ocurrió en 2017 y esto fue debido a que el intérprete estaba casado.
  • La persona que interpreta a Judas debe llevar 30 monedas de chocolate para repartirlas entre el público.
  • En 2012 el viacrucis de Iztapalapa fue declarado patrimonio cultural intangible.

En Karani Art sabemos de la importancia de nuestras tradiciones, por eso en este artículo te contamos acerca de ellas.

Fuentes: Milenio, Noticieros Televisa y Revista Expansión.

Danzas regionales de México

5 danzas regionales emblemáticas de nuestro país

Las danzas regionales forman parte importante de nuestro folclore, llenas de sorprendentes prendas y ritmos encantadores.

Nuestro país es reconocido mundialmente por la riqueza cultural que habita en él, ya sea por la comida, nuestras tradiciones o costumbres, producto del mestizaje cultural que hemos vivido a lo largo de los siglos, esta riqueza se ha extendido a otras áreas que la hacen más llamativa y que sin lugar a dudas nos generan un enorme orgullo.

Usando prendas multicolores y adornadas con bordados de los mejores artesanos de la región y con pasos que te contagian alegría y una dicha inexplicable, las danzas regionales de nuestro país son una extensión más de todo lo que puedes encontrar en nuestro país, desde Baja California hasta Campeche, existen distintas regiones que presumen de una danza tradicional.

Ya sea de un origen prehispánico o de un producto de la colonización, todas estas danzas regionales forman parte importante de nuestra cultura, algunas de ellas con elementos de la región de donde pertenecen, otras con un sentido más histórico sobre algún suceso, sea como sea, todos estos bailes son símbolo de orgullo y te platicaremos acerca de algunos de ellos.

Jarabe Tapatío

El Jarabe Tapatío es la danza regional de Jalisco
Foto: Diario de Palenque

Proveniente de la región occidental de nuestro país (Colima, Nayarit, Jalisco y Guanajuato) el jarabe tapatío es considerado el baile nacional de México, los hombres acostumbran usar un traje de charro para interpretarlo y las mujeres usan la famosa china poblana. Al ritmo del mariachi, este baile está fuertemente relacionado con la justa revolucionaria de 1910.

La palabra jarabe proviene de “Xarab” que significa “Mezcla de esencias y hierbas”, esto como referencia a la mezcla de diferentes ritmos y de diferentes conceptos en nuestro mestizaje cultural, la canción original para bailar este asombroso baile fue compuesta originalmente por Jesús González Rubio, en ella mientras más pase el tiempo, va aumentando el ritmo de la canción.

Huapango

Conocido en unas regiones como “El son huasteco” el huapango proviene de los estados de Veracruz, Tamaulipas, San Luis Potosí y algunas partes de Hidalgo y Puebla, esta danza regional proviene de las fiestas andaluces y tiene raíces del fandango, los músicos de la región lo fueron tropicalizando con las costumbres que se tenían en nuestro país.

Se suele bailar sobre una tarima de madera y los danzantes visten el típico traje jarocho que está conformado por guayabera y pantalón blando, además de su característico sombrero, por otro lado, las mujeres usan una prenda y una falda blanca, las cuales están bordadas con elementos clásicos de la región, todo este conjunto forma parte de su vestimenta.

La danza de los viejitos

La danza regional de los viejitos
Foto: Milenio

Considerada como una de las más antiguas y una de las más divertidas por todo lo que sucede en ella, la danza de los viejitos es originaria del estado de Michoacán, antiguamente la bailaban únicamente los ancianos de la región, esto con la finalidad de rendirle tributo al dios sol o dios viejo, en la región se le conocía anteriormente como “Tata Jurhiata”.

Hoy en día cualquiera puede practicar esta danza regional, la vestimenta consiste en un traje hecho de manta, un sarape bordado de muchos colores, huaraches con suela de madera que hacen un sonido peculiar al momento de bailar, una máscara de viejito en honor a los viejos ancianos que la practicaban, un bastón y un sombrero del cual caen listones de varios colores.

La danza de los parachicos

Otra de las danzas regionales más antiguas de nuestro país, la danza de los parachicos es practicada desde hace más de 300 años en la localidad de Chapa de Corzo en el estado de Chiapas, su inicio se dio durante los tiempos de la colonia, en ella se rinde homenaje a tres figuras, al Señor Esquipulas (O de los milagros), a San Antonio Abad y a San Sebastián Mártir.

Los bailarines recorren toda la localidad de Chapa de Corzo cargando imágenes religiosas y vestidos con una máscara con facciones que simulan el rostro de los españoles acompañadas con una barba de candado elaborada de fibra, un sarape tipo saltillo, chalina bordada, cintas de colores y una sonaja de lámina conocida como “chinchín”.

La danza del venado

La danza regional de los venados en Sonora
Foto: México Desconocido

Una danza proveniente de tiempos prehispánicos, la danza del venado es originaria del estado de Sonora, la practicaban los Yaquis y los Mayos para el pedimento de lluvia y que se diera el florecimiento del “Juya Ania” (Mundo del monte), esta tradición lleva alrededor más de 300 practicándose en la zona norte de nuestro país.

Durante esta danza se hace referencia a la cacería de un venado, animal místico para los Yaquis, dentro de ella podemos ver algunos elementos como la participación del venado, la pascola y el coyote, al tratarse de una danza indígena, la musicalización es elaborada con instrumentos típicos de la región, el que porta el manto del venado lleva una cabeza artificial de este animal.

En Karani Art sabemos de la importancia y riqueza cultural que hay en nuestro país, por eso rendimos homenaje a estas danzas con nuestras playeras.

Fuentes: Matador Network, INAH, Gobierno de Michoacán y Milenio.

Juguetes populares de nuestro país

Juguetes mexicanos de nuestra infancia

De niños pasábamos horas de diversión con ellos, hoy te presentamos aquellos juguetes mexicanos que nos daban una inmensa felicidad.

Como olvidar aquellas tardes de nuestra infancia en donde regresando del colegio, después de comer y de hacer nuestra tarea salíamos a la calle a jugar con nuestros amigos de la cuadra, cada uno llevaba un juguete con el que podía divertirse por horas y jamás se aburría, en esta ocasión recordamos aquellos juguetes mexicanos que nos brindaron horas de alegría.

También lee: Tradiciones populares mexicanas parte 1: La rosca de reyes y el día de la candelaria

Es imposible no remontarse a aquellas épocas donde nuestra única preocupación era saber con qué juguete ibas a salir hoy, en una época rodeada de aparatos electrónicos en donde los niños ya no salen a las calles a divertirse, es necesario recordar aquellos momentos, también sirve para enseñarles cómo se pasaba el tiempo antes de la tablets o consolas de videojuegos.

El trompo

Sin lugar a dudas, el trompo es uno de los juguetes mexicanos más icónicos y recordados de nuestra infancia, como olvidar aquellos torneos con nuestros amigos en donde se trazaba un círculo en el suelo que simulaba el campo de batalla, te preparabas con tu mejor lanzamiento y ponías a rodar tu trompo con la esperanza de que ganaras y te fueras con el respeto de todos.

El trompo inició como una pieza de madera que en un extremo tenía una punta de metal sobre la que giraba y en la parte posterior tiene una peonza sobre la cual se enreda un trozo de cuerda, con ella podías hacer girar el trompo, a su vez podrías hacer diferentes acrobacias o trucos con él, uno de los juguetes favoritos de los niños que se ha ido adaptando con el tiempo.

Las muñecas

Hechas de todos los colores y sabores habidos y por haber, las muñecas en nuestro país vienen en distintas presentaciones pero que cumplen el único fin de divertir a las niñas de la casa, si bien es cierto que están relacionadas con el género femenino, los hombres no están excluidos de jugar con estos magníficos juguetes que recrean nuestras situaciones cotidianas.

Hechas de papel maché o de trapo, vestidas de manera normal o con algún traje típico de alguna región del país, pequeñas o gigantes, las muñecas de igual manera eran uno de los juguetes preferidos por los infantes de nuestra sociedad, siempre acompañadas de accesorios como casitas o instrumentos del hogar, las muñecas formaron parte importante de nuestra infancia.

Muñecas tradicionales mexicanas

Foto: Excélsior

El balero

Un juguete único en donde debías demostrar tus habilidades, el balero era un juguete originalmente de madera en donde el objetivo era insertar un palo amarrado de un extremo dentro de uno de los orificios de una bola horada, parece fácil a primera vista, pero la realidad es que necesitas mucha destreza y hasta un poco de suerte para poder lograr acertar.

La pirinola

La pirinola es otro juguete popular con los que solíamos jugar de niños, en este caso de una manera más atrevida donde empezábamos a ver los pequeños riesgos o beneficios de apostar, la pirinola se trataba de un tipo mini trompo que hacías girar con las manos y que en sus bordes tenía grabadas distintas leyendas, dependiendo como cayera era la acción a seguir, por ejemplo, si caía “toman todos” pues todo mundo ganaba.

Los luchadores

Otro de los juguetes preferidos por los niños sin lugar a dudas eran los luchadores, recordados en diferentes presentaciones, los luchadores ejemplificaban a aquellos enmascarados que veíamos en la tele, saltando desde las cuerdas con sus increíbles acrobacias, ya sea que jugáramos con ellos solos o que tuviéramos el ring de pelea, estos juguetes hacían que se nos fuera el tiempo jugando.

Muñequitos de lucha mexicanos

Foto: DeLuchadores

Las marionetas

Hechos de madera, cartón o tela, las marionetas hacían que pasáramos horas jugando con ellas, manipuladas por alguien, las marionetas están hechas de hijos que sujetan distintas extremidades de un muñeco, con ello podíamos hacer que esos muñequitos realizarán diferentes acciones, con esos juguetes mexicanos dejábamos volar nuestra imaginación.

El yoyo

Si bien es cierto que el yoyo no es originario de México, sino que es traído desde tierras orientales, el yoyo forma parte importante de nuestra cultura, decorado de maneras multicolores, con este juguete podíamos pasar hora haciendo infinidad de trucos, luciéndote con tus amigos y compañía, algunos de los trucos más recordados eran “El perrito” o “El columpio”.

Carritos de madera

Antes de que llegaran los carros de control remoto o los famosos Hot Wheel, los carritos de madera mexicanos eran los favoritos de todo el mundo, los teníamos en diferentes presentaciones, desde los típicos carros de uso común hasta los camiones de transporte o los trailers que venían caracterizados de alguna marca popular.

Las tablitas mexicanas

De todos los juguetes mexicanos habidos y por haber, las tablitas eran las más misteriosas y las más incomprendidas, pasábamos horas tratando de averiguar cómo es que funcionaban, como es que pasaban de un lado a otro sin despegarse, parecía un juguete mágico que por su incomprendida construcción nos daba horas y horas de diversión.

Tablitas mexicanas

Foto: Wiwi

En Karani Art sabemos de la importancia que tuvieron estos juguetes en tu vida, por eso aprovechamos la ocasión para recordarte aquellas bellas épocas.

Fuente: Matador Network

Tradicional rosca de reyes

Tradiciones mexicanas: La rosca de reyes y el día de la candelaria

Ambas celebraciones están conectadas y forman parte muy importante de nuestra cultura, conoce más a fondo acerca de la rosca de reyes y el día de la candelaria.

En nuestro país existen infinidad de celebraciones, algunas de ellas nacionales y otras regionales, pero sin lugar a dudas forman parte muy importante de nuestra cultura, son esas cosas que nos definen como mexicanos y que son muy significativas de nuestra identidad, sin estas celebraciones quizás la identidad del ser mexicano sería totalmente diferente.

Hoy les hablaremos de la rosca de reyes y de cómo está vinculada con el día de la candelaria, primero que nada, hay que hablar del día de los reyes magos, este es un día muy especial, principalmente para los niños ya que la mayoría sale a disfrutar de los juguetes y regalos que obtuvieron en la noche tras mandar su carta a estos personajes.

Recordemos que los reyes magos son unos personajes que iban en camino a belén a llevar presentes al nacimiento de Jesucristo, dado esto cada 6 de enero en nuestro país los niños disfrutan de los regalos que les traen los reyes magos, aunado a esto, se suele comer una rosca de pan decorada de distintas maneras para celebrar dicho acontecimiento.

Rosca de Reyes

Foto: Kiwi Limón

La rosca de reyes tiene un significado particular, cada elemento que la adorna tiene un significado, los castrones de azúcar representan los puntos cardinales, el higo y el ate representan tres cosas: las joyas que adornan la corona de los reyes, los elementos superficiales y materiales que debemos atravesar para encontrar a dios y, por último, que algunos de ellos sean secos esto por el camino de José en el desierto.

Por lo general la rosca suele acompañarse de un chocolate caliente o un cafecito, dependiendo de los gustos de cada quién, dentro de la rosca se colocan unos muñequitos en forma del niño Jesús, actualmente los muñequitos son de plástico, pero en la antigüedad se servía la rosca para los reyes y los muñecos eran de oro y funcionaban como un regalo para su majestad.

El partir la rosca de reyes y que estuviera la posibilidad de cortan a un niño representa el peligro que corría Jesús al momento de nacer ya que como recordaremos, el rey Herodes ordenó asesinar a todos los niños menores de dos años, esto con la finalidad de evitar su nacimiento, si la persona que corta la rosca le sale un niño significa que debe pagar los tamales el día de la candelaria.

Muñeco en la rosca

Foto: El Imparcial

Pero ¿Por qué deben pagarse tamales en esa fecha?

Esta tradición tiene dos aristas, la primera proviene de las épocas prehispánicas, los antiguos aztecas llevaban a cabo una celebración a principios de febrero en donde le rendían tributo a Tláloc y otros dioses la llegada de las lluvias y el adiós a las épocas invernales, una manera de tributo era preparar platillos hechos a base de maíz y uno de esos platillos eran los tamales.

La segunda arista viene con la conquista española y las nuevas tradiciones que traían con ellos, al momento en el que se bautizó y se hizo el cambio de religión a todos los pobladores de nuestro país, se comenzaron a implementar las distintas tradiciones de la fe católica, para suavizar el impacto se mezclaron con otras tradiciones que se practicaban en la antigua Tenochtitlán.

El festejo del día de la candelaria está relacionado nuevamente con un pasaje bíblico de la vida de Jesucristo, la celebración indica que es el día 2 de febrero de cada año, evoca al momento en el que Jesús fue presentado en el templo de Jerusalén y por la purificación de la virgen María después del parto, tal y como lo dictaminaba el antiguo testamento.

Esta celebración no es única en nuestro país, pero la manera en la que celebramos si lo es, por ejemplo, en otros lugares del mundo se le conoce con otro nombre, por ejemplo: “La presentación del señor”, “La purificación de María”, “La fiesta de la luz” o “La fiesta de las candelas”, todas con el mismo significado que evoca a la religión católica.

Aquí en México, los tamales suelen ir acompañados de un atole, normalmente el “Padrino” que anteriormente encontró al niño en la rosca de reyes es el encargado de cubrir todos los gastos tanto de la comida como de la bebida, en la Ciudad de México, la gente se reúne para celebrar a la virgen de la candelaria la cual es venerada en Coyoacán, la visten con prendas muy elegantes y la llenan de flores.

Virgen de la Candelaria

Foto: City Express

Por lo general las calles se llenan de tapetes de aserrín de varios colores, se celebran misas en su honor, aparecen distintos grupos musicales para llevar a cabo la celebración, la gente acostumbra a arrojar cohetes de pólvora al cielo para hacer enorme los festejos, en algunas regiones del país acostumbran a pasear a la virgen de la candelaria por todo el pueblo.

En Karani Art sabemos de lo importante que son nuestras celebraciones, por eso te traemos el porqué de ellas.

Fuente: México Desconocido